Muchos conductores se han visto en la tesitura de ver que la ITV de su vehículo ha vencido durante el estado de alarma. Ahora te enseñamos qué debes hacer tras el confinamiento.

Ya resolvimos las dudas sobre la posibilidad de ser sancionados en artículos anteriores. Esta situación es una especie de paréntesis en la que se interrumpen todos los plazos para la tramitación de procedimientos con el sector público. En el caso concreto de la ITV, se ha concedido inicialmente una prórroga de 30 días, una vez concluido este estado, para todos los vehículos a los que le haya caducado. Pero la duda llega cuando las estaciones de la Inspección Técnica de Vehículos vuelvan a abrir durante la fase 1 del desconfinamiento. No cabe duda de que se producirá una avalancha de solicitudes y probablemente la prórroga se tendrá que ampliar.

Según publicó el Boletín Oficial del Estado (BOE) el pasado 9 de mayo, las estaciones de la ITV podrán abrir sus puertas en todas las regiones y territorios que se encuentren en la fase 1. ¿Esto que quiere decir? Que la maquinaria se vuelve a poner en marcha y será posible pedir cita previa para pasar la inspección en la fecha que nos indiquen. Eso sí, tendrá que ser el Ministerio de Industria el encargado de establecer el método para que no se produzca un colapso. Hay que tener en cuenta que habrá que atender a cinco millones de vehículos, entre los que debieron pasar la ITV durante el estado de alarma y los que la tengan que superarla en las próximas semanas.

 

¿Cómo gestionarán las estaciones de la ITV la avalancha de peticiones?

Para evitar una saturación y atender a cada conductor de forma escalonada, la asociación que agrupa a la mayoría de las estaciones de la ITV (AECA-ITV) ha realizado una propuesta. Por un lado, establecer una moratoria hasta el 30 de septiembre para todos los vehículos cuya ITV se ha caducado durante el estado de alarma o el periodo posterior. De esta forma creen que habría tiempo suficiente para sacar adelante el trabajo acumulado.

Por otro lado, solicitan que se priorice en las citas previas a los vehículos dedicados a servicios esenciales y una ampliación de los horarios de atención al público. Asimismo, recuerdan que las estaciones de la ITV necesitan más tiempo para adquirir equipos de protección para sus trabajadores y para garantizar la seguridad de los usuarios.

Lo que está claro es que los conductores que tengan que pasar la inspección deben pedir cita previa en cuanto exista la posibilidad. De esta manera contarán con un justificante que podrán mostrar a los agentes de las policías locales o de la Guardia Civil que les soliciten la documentación de la ITV. Asimismo, es bueno insistir que el seguro del coche debe estar en vigor ya que este capítulo no ha variado durante el estado de alarma.