En las últimas décadas cada vez más mujeres se han formado en carreras superiores y se han incorporado al mercado laboral como grandes valores en distintas empresas, grandes y no tan grandes, para pasar a desempeñar puestos de especial relevancia y toma de decisiones.

Afortunadamente, la presencia de la mujer en el entorno laboral crece cada año ofreciendo más oportunidades a las mujeres trabajadoras pero también a aquellas que están estudiando y que pronto se incorporarán al mercado. A pesar de estos datos, aún queda mucho camino por hacer para que la presencia laboral de la mujer sea equitativa a la del hombre y ambos coincidan en mismas condiciones y salarios.
Las mujeres tienen cada vez más presencia en el contexto laboral pero también tienen menos acceso a determinados tipos de puestos como, por ejemplo, los directivos y también cuentan con una menor visibilidad en algunas profesiones como son aquellas relacionadas con la ciencia, la tecnología, la ingeniería o las matemáticas. Así se desprende del informe Mujeres e Innovación 2020 presentado por el Observatorio de Mujeres, Ciencia e Innovación (OMCI), organismo dependiente del Ministerio de Ciencia e Innovación.

¿Qué son las mujeres STEM?

El término STEM es el acrónimo de las palabras inglesas Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas. Y, en este sentido, las mujeres STEM que lideran empresas o proyectos importantes aún son un número bastante reducido. Según este informe, la presencia femenina en sectores de alta y media-alta tecnología es de un 26% frente al 74% masculino.
Cada vez más mujeres se forman en titulaciones superiores (un 53% frente a un 47% de los hombres), participan en procesos decididamente innovadores y están más preparadas para adquirir un mayor protagonismo en todas las etapas y empresas de innovación, un sector que, según se ha demostrado con la aparición de la Covid-19, será de vital importancia en la llamada cuarta revolución industrial o revolución tecnológica.
Mujeres capacitadas, fuertes e independientes que cada vez más están reclamando su justa presencia en las posiciones de dirección y liderazgo de proyectos de innovación y transformación en las empresas que se enfrentarán a los grandes retos del futuro.

La mujer de hoy

Lejos queda ya el rol femenino de décadas anteriores vinculado especialmente a la familia y el hogar ya que, como hemos contado en artículos anteriores, la formación académica, profesional y el desarrollo personal son algunas de las principales prioridades de la mujer española actual.
Las mujeres cambian, progresan y evolucionan, al igual que también lo hacen sus necesidades de protección. La escucha de estas necesidades nos ha llevado a crear Pelayo Vida Mujer, el primer seguro de vida para la mujer de hoy que incluye el exclusivo servicio Pelayo Vida te Cuida.
Mujeres preparadas para liderar la innovación, el cambio y los retos del futuro a las que Pelayo Vida quiere acompañar en cada etapa de su vida.