No son números que inviten al optimismo, pero sirven para ‘ponernos las pilas’ y apostar por el coche eléctrico. Te contamos todo sobre la situación de los coches eléctricos en España.

España es uno de los países europeos con menos puntos de recarga de este tipo de vehículos. Así lo indica el “Barómetro de la electromovilidad” correspondiente al primer trimestre de 2020 y que ha elaborado la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac). Para hacernos una idea. España cuenta con 7.607 puntos de recarga, mientras en Francia ya tenía 25.000 en 2018 y en 2021 aspira a contar con más de 100.000. Un paso fundamental para que cada vez más conductores decidan apostar por esta fórmula de movilidad más limpia y sostenible.

Si hacemos un viaje por los puntos de recarga públicos que podemos encontrar en la geografía española, Cataluña aparece como la comunidad con más dispositivos con un total de 2.683. Le sigue Madrid, con 912 y la Comunidad Valenciana, con 749. Baleares (574), Andalucía (537), Islas Canarias (447), País Vasco (273), Castilla y León (290), Murcia (213) y Aragón (183) completan el ‘top ten’. Esto se traduce en que España obtiene una valoración de 16,8 puntos en cuanto a la expansión de los puntos de recarga dentro del “Barómetro de la electromovilidad”. Para poner este dato en perspectiva, hay que señalar que la media europea se encuentra en 27,3 puntos y países como Noruega, líderes en la implantación de estos sistemas, alcanzan los 150,7 puntos.

¿Qué medidas se van a tomar para aumentar los puntos de recarga?

La entidad Transport & Environment asegura que España necesitaría un mínimo de 110.000 puntos de recarga de coches eléctricos antes de 2025. Un reto complicado que implica tener que trabajar duramente en este aspecto. De momento el Gobierno ha declarado de utilidad pública los puntos de recarga ultrarrápida con una potencia superior a 250 kW. Se espera que, con esta medida, haya menos trabas para la expansión de estas infraestructuras.

Uno de los principales objetivos es que las autovías y autopistas españolas empiecen a contar con una red de recarga ultrarrápida. Hasta la fecha los esfuerzos se han centrado en instalar el sistema en los núcleos urbanos, pero el protagonismo que están adquiriendo los vehículos eléctricos obliga a tejer una red de recarga extensa en todo tipo de vías y ámbitos.

Cada vez más conductores deciden apostar por un coche eléctrico y para ello cuentan con seguros adaptados a esta nueva realidad con pólizas que cubren aspectos como el robo del cable de carga o la asistencia en carretera por cualquier tipo de fallo en la batería. Calcula ahora tu seguro de coche y conoce las coberturas específicas para tu vehículo.