Los tiempos cambian y, afortunadamente, las mujeres tienen cada vez más presencia en todas las esferas sociales. Esto se traduce en una mayor independencia económica que también equilibra los pesos de la economía doméstica soportada en su mayor parte por hombres hasta hace algunas décadas.

En este sentido, según un estudio publicado por el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE), el peso de la mujer como pilar económico en los hogares de nuestro país se ha triplicado desde 1980. Si esta cifra antes era de un 13,7%, actualmente supera el 33,6%. De este estudio también se desprende que, aunque la población crece un 35%, el número de hogares con modelo de familia reducido se han duplicado desde los 80.

Este necesario ascenso de la mujer en las posiciones sociales le proporciona una gran oportunidad para tomar decisiones por sí misma y ser, en muchas ocasiones, la gran decisora de la unidad familiar. Alcanzar la independencia y tener capacidad para generar ingresos y ahorros se convierte, cada día, en un elemento fundamental en la vida de más mujeres.

Las mujeres y el cambio social

Por eso, cada vez son más las mujeres que toman conciencia de la estabilidad económica que aporta su rol al hogar y deciden contratar un seguro de vida que cubra sus necesidades y las de sus seres más queridos en caso de que algo les ocurriera.

Las mujeres cambian, crecen, evolucionan… y también lo hacen sus necesidades de protección. Los seguros de vida deben adaptarse a esta realidad cambiante y ampliar también su función natural para ampliar el rango de servicios y coberturas especiales a sus necesidades del día a día. Esta realidad nos llevó a Pelayo Vida a preguntarnos cuáles son estas necesidades y nos inspiró para desarrollar Pelayo Vida te Cuida, un servicio exclusivo adaptado a la mujer de hoy.

Las necesidades de la mujer española

El aumento del nivel educativo y el crecimiento de las familias monoparentales así como la propia evolución de la mujer en las distintas esferas sociales, han cambiado las prioridades de las mujeres españolas que cada día le dan más importancia a la formación, las metas laborales, el crecimiento personal, la salud y el incremento de la vida social pero, también, a la familia.
El proyecto de vida de la mujer de hoy dista mucho del modelo de hace algunas décadas y comprende muchos más apartados. Según se desprende del informe Bienestar de la Mujer, las españolas tienen el mayor índice de bienestar de Europa Occidental. Conforme a este estudio, las mujeres de nuestro país son las más felices y cuentan con un mayor equilibrio en su vida laboral, personal y familiar. Si bien es cierto que los datos indican que cada vez es menor el tiempo que le pueden dedicar a cada uno de estos apartados de su vida.

En Pelayo Vida somos conscientes de esta realidad y, por eso, escuchamos cada día a las mujeres para que sus necesidades se conviertan en nuestras prioridades.