Al igual que la semana anterior celebramos nuestra Convención Anual de Agentes, ayer 12 de marzo fue el turno de la Convención de Corredores. Para ello, el mismo escenario: el Wanda Metropolitano, ejemplo de construcción de última tecnología, practicidad, y donde los valores del deporte se respiran en cada esquina.

corredores_baja-1

En la Convención, nuestros directivos quisieron trasladar y dejar claro el valor del compromiso mutuo, de nuestra apuesta por este canal, del esfuerzo tecnológico y comercial en el que estamos inmersos con el fin de proporcionarles la mejor y mayor ayuda, y la importancia del trabajo en equipo para que la relación sea fructífera y a largo plazo. Como decía Michael Jordan: «si quieres llegar rápido viaja solo, pero si quieres llegar lejos viaja acompañado.»

corredores_baja-78

De nuevo, contamos con Mónica Marchante como maestra de ceremonias y con el medallista olímpico Javier Fernández, quien nos explicó el secreto de su éxito, basado en el esfuerzo, la constancia y en la capacidad de tomar decisiones, aun no sabiendo su final, pero siempre con la idea de luchar por lo que uno cree y de reinventarse si es necesario.

corredores_baja-180

Para finalizar, nuestro Presidente tuvo una entretenida charla con Begoña, una de las expedicionarias del último #RetoPelayoVida, continuando con los valores del esfuerzo, compromiso, búsqueda de objetivos y equipo, tan válidos en el terreno personal como en el profesional.

corredores_baja-201

Y nadie mejor para poner el broche en el Wanda Metropolitano, y despedirnos del mismo, que el director comercial del Atlético de Madrid, Ínigo Aznar.

corredores_baja-203

Cuando parecía que la jornada había finalizado, la mañana todavía nos reservaba una sorpresa: entraron en escena grandes deportistas de diferentes disciplinas, con quienes pudimos charlar y compartir impresiones.

image-3Con la karateka y embajadora de Pelayo Sandra Sánchez, la waterpolista Jennifer Pareja, el corredor Martín Fiz, el futbolista Pantic o el inigualable Fernando Romay comprobamos que el esfuerzo, la disciplina y la constancia no están reñidos con la simpatía y el optimismo. Pero, siempre, en equipo.